Linimento Oleocalcáreo

Ya lo dije yo el otro día en facebook, que con todos los años que llevo potingueando nunca, nunca, jamás de los jamases había hecho un linimento. Eso es casi un pecado si consideramos que la receta viene desde la edad media y ya formaba parte de los escritos de famacopea europea en aquella época.

El preparado es sencillísimo y me llevó a entender y comprobar por mi misma por qué se dice en este mundillo que el linimento debería ser una de tus primeras experiencias emulsionando. Los ingredientes también son pocos y muy fáciles de conseguir aunque reconozco que encontrar cal viva me costó bastante... Primero traté de comprarla en el homecenter, pero el local al cual pensaba ir le prendieron fuego y fue un desastre de proporciones, por suerte yo no alcancé a ir.

Despues lo busqué en la tienda Easy y sólo quedaban sacos de 25kgs, qué hago yo con 25kgs de cal viva!!!???

Finalmente di casi de casualidad con ella en otro homecenter no sin antes dar mil vueltas hasta que alguien se apiadó de mi y me dijo: tiene  que ir a buscarla al "Patio Constructor"...

Lo primero que se debe hacer para preparar este linimento es hacer un "agua de cal" para eso hemos de diluir 2 grs de cal por en 1 litro de agua destilada o purificada. Esto se deja reposar toda la noche y al otro día se filtra recogiendo sólo el agua, hay que tener mucho cuidado de que no se filtren también los pozos. No hay que perder de vista que la cal es una sustancia muy alcalina y a pesar del filtrado el agua de cal se encuentra con un PH de 12.

La receta básica es más o menos la siguiente:

150 grs de agua de cal

150 grs de aceite (yo use oliva y jojoba)

5 grs de cera de abejas (si eres vegan usas 1 0 2 grs de cera candelilla)

Se calientan cera y aceites por un lado a baño maria hasta los 70 grados, también el agua de cal a la misma temperatura por otro lado, se vacía aceite sobre el agua y se bate a morir hasta que la cosa este bien fría. En la medida que va enfriando ya se puede batir menos cada vez.

El resultado es una emulsión bastante grasa de consistencia ligera tipo leche o loción de color lúcuma, aunque me imagino que eso depende de los aceites que se usen. La elección de los aceites debe hacerse de acuerdo a cada tipo de piel: almendra para bebés, jojoba para piel grasa, etc.

Yo le agregué algunas gotas de aceite esencial de lavanda spica y camomilla romana.

La fórmula aguanta otros ingredientes que a cada quien se le ocurra; Vitamina E, oxido de zinc, fécula de maíz, etc.

Este linimento es ideal para el potito del bebé, se puede usar para la limpieza o bien aplicarlo al terminar la muda. No debe ser aplicado en las mucosas genitales!!! sólo en las zonas externas. Es una maravilla para la dermatitis del pañal aunque lamentablemente no puede ser usado con pañales ecológicos de tela por su contenido oleoso (impermeabiliza los insertos e interfiere en la absorción), remueve la costra láctea y actúa eficazmente en todo tipo de irritaciones y rojeses, peladuras, etc. Para las dermatitis, los ecxemas y para el tratamiento de las escaras en ancianos o enfermos postrados.

La emulsión recién preparada tiene PH bastante alcalino de 10, algunas horas mas tarde cuando lo envasé ya tenía PH 8,5. El PH alto evita y trata las infecciones menores (excepto el acné), no lleva conservantes pues no existe ninguno que actúe eficazmente con ese PH, sin embargo, tampoco existen microrganismos que logren sobrevivir en ese medio, con seguridad la preparación dura 1 mes y hasta 2 meses según he leído en los blogs de otras potingueras.

Y ustedes, se animan a hacerlo en casa?



Escribir comentario

Comentarios: 0